Sistema de Alarma

Un sistema de alarma es un conjunto de dispositivos electrónicos de seguridad que se instalan en un inmueble para alertar a la persona ante un evento de robo, fuego, presencia de gas, calor y otras situaciones anormales.

Los sistemas de alarmas no impiden que se produzcan dichos eventos, pero sí actúan como elemento disuasivo y de alerta. Contar con un sistema de alarmas ayuda a reducir la probabilidad de sufrir un robo y por ende, evitar pérdidas materiales.

Los sistemas de alarmas están conformados por los siguientes elementos:

1. Panel de control o panel central

Es un gabinete metálico donde se alojan la tarjeta principal, un transformador que reduce la tensión eléctrica de 220 a 16 voltios de corriente alterna y una batería de 12 voltios a 4 ó 6 amperios/hora,  para respaldo en caso de corte de fluido eléctrico. Es aquí donde se conecta el cableado de todos los dispositivos que conforman en el sistema.

2. Botón de pánico remoto

Puede ser presionado en cualquier lugar del establecimiento, vivienda, oficina o local. Permanece activado las 24 horas, incluso cuando el sistema principal está desactivado.

3. Central de monitoreo

Una central receptora de alarmas (CRA) también llamada “central de monitoreo” es un centro de control, recepción y monitorización de las señales emitidas por un sistema de alarma, debido a la activación de un salto de alarma producido por intento de intrusión cuando el sistema de seguridad está conectado (normalmente las 24 horas del día y los 365 días del año). Tras comprobar que el salto de alarma se ha producido debido a una intrusión, se procederá a llamar a la Policía o servicios de emergencias pertinentes.

Hoy en día, podemos monitorear el estado de los sistemas de alarma desde aplicaciones para teléfonos móviles.

4. Sensores infrarrojos

Detectan movimiento a través de rayos infrarrojos, que perciben los desplazamientos y los cambios de temperatura. Pueden ser ajustados para funcionar con la presencia de animales.

5. Sensor de ruptura de vidrio

Detecta la ruptura de puertas, rejas y ventanas.

6. Sensor magnético

Instalado en puertas y rejas, y detecta cuando las abren.

7. Sensor magnético metálico

Destinado a todo tipo de puertas (casas, bodegas, locales, etc). Detecta cuando son abiertas o derrumbadas.

8. Sensor de fuego

Permanece activado las 24 horas, incluso cuando el sistema principal está desactivado. Detecta indicios de incendio por medio del humo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.